Cómo tomar la temperatura a una persona

Primeros auxilios

Consejos para primeros auxilios en emergencias y accidentes

Puedes tomar la temperatura de una persona de forma rápida y fácil usando un termómetro.

Asegúrate siempre de que el termómetro está limpio y lee las instrucciones de como usar el termómetro previamente a su uso. Si después de tomar la temperatura, la persona tiene una temperatura elevada, vuelve a tomarla unos 20 minutos más tarde para confirmar si tiene fiebre.

La temperatura normal de una persona está entre los 36,5 y los 37.2 grados centígrados. Una temperatura de más de 38 grados se llama fiebre.

Para tomar la temperatura a un niño, debes quedarte con él mientras le tomas la temperatura y debes sacarle el termómetro inmediatamente después.

Puedes comprar un termómetro en tu farmacia, donde el farmacéutico te asesorará sobre el termómetro que más se adecue a tus necesidades.

Tipos de termómetro para tomar la temperatura

Hay muchos tipos de termómetros diferentes:

Tomar la temperatura con termómetros de mercurio

Los termómetros de mercurio se están dejando de comercializar gradualmente ya que son peligrosos si se rompen. El mercurio que contiene este tipo de termómetros, es tóxico si se ingiere o si entra en contacto con la piel

Sólo los adultos deben usar termómetros de mercurio porque los niños son más propensos a morder y romper el vidrio. Para usar un termómetro de mercurio, primero debes sacudirlo. Esto se hace para que el mercurio se introduzca en el bulbo del termómetro y permitirá realizar una lectura exacta de tomar la temperatura de una persona. El termómetro de mercurio puede colocarse en la boca o bajo la axila.

Tomar la temperatura con termómetros digitales

Al igual que con los termómetros de mercurio, los termómetros digitales también se puede utilizar para tomar la temperatura en la boca o bajo la axila.

Si tomas la temperatura en la axila, debes tener en cuenta que la temperatura será de unos 0,5 grados más baja que la temperatura central del cuerpo. Esto significa que debe sumar 0,5 grados a la lectura para tener una idea más precisa de la temperatura real.

El tomar la temperatura en la axila puede hacer que las lecturas no sean fiables y precisas. Sin embargo, tomar la temperatura en la axila puede ser la manera más adecuada y segura de tomar la temperatura de un niño pequeño.

Al tomar la temperatura en la axila, pon el termómetro directamente contra la piel bajo el brazo, y mantén el brazo suavemente contra el pecho. Debes dejar el termómetro bajo la axila durante más de cinco minutos para conseguir una lectura exacta.

El tomar la temperatura de la boca no es adecuado para niños muy pequeños, porque pueden morder el termómetro. Sin embargo, esta es una manera fácil y precisa para tomar la temperatura de un adulto. Coloque el termómetro bajo la lengua durante aproximadamente 2 o 3 minutos. Si la persona ha comido algo muy frío o caliente, espera 10 minutos antes de tomar la temperatura.

Tomar la temperatura con tiras indicadoras de temperatura

Las tiras para medir la temperatura se colocan en la frente. Las tiras de temperatura pueden dar una lectura aproximada diciendo que si la temperatura de la persona es normal, demasiado caliente o demasiado fría.

Como las tiras indicadoras de temperatura miden la temperatura de la piel, en lugar del cuerpo, no son del todo exactas, pero ofrecen una manera rápida y fácil de medir la temperatura de una persona, y son especialmente útiles para tomar la temperatura de un niño. Usando ambas manos, sostén la tira en la frente de tu hijo. Mantén sus dedos lejos de la tira de medición de temperatura, y deja la tira puesta durante 2 o 3 minutos.

Tomar la temperatura con termómetros de oído

Los termómetros de oído son caros, pero son rápidos y fáciles de usar. Lee las instrucciones cuidadosamente para saber cuánto tiempo tomará la lectura, antes de colocar suavemente el termómetro de oído dentro del oído. Si la persona ha estado expuesto al frío, o acostado en una almohada, espera unos 10 o 15 minutos para ajustar su temperatura antes de tomar la temperatura.

Muchos de los termómetros de oído pueden usarse en bebés pequeños, pero hay que comprobar previamente que el termómetro es adecuado para ello. Los termómetros para el oído no siempre son totalmente exactos por lo que no se deben utilizar si se requiere una lectura muy precisa.

Valoración: 4.6/5 (23 valoraciones)

Artículos relacionados con Cómo tomar la temperatura a una persona