Vendas: Cómo aplicar un vendaje

Primeros auxilios

Consejos para primeros auxilios en emergencias y accidentes

Si necesitas colocar un vendaje, tan solo tienes que seguir los pasos que se detallan en esta página seleccionando previamente el tipo de venda más adecuado para cada caso.

Aquí también podrás ver como se hace un cabestrillo, en qué consiste y para qué sirve.

Los pasos para hacer un vendaje son:

  • Asegúrate de que la persona está cómoda y háblale de lo que vas haciendo.
  • Asegúrate de que trabajas del lado de la lesión y no tienes que cruzarte sobre su cuerpo para aplicar las vendas.
  • Mantén la parte del cuerpo lesionada en la posición en la que estará cuando el vendaje esté finalizado.
  • Asegúrate de que el tamaño de las vendas que usas es correcto. Según la parte del cuerpo que estés vendando, necesitarás vendas de distinto tamaño.
  • Si es posible, no cubras los dedos de las manos o de los pies cuando vendes una extremidad para poder comprobar fácilmente la circulación.
  • Aplica la venda firmemente pero no excesivamente apretada y fíjala usando un esparadrapo, cinta adhesiva, un clip de vendaje o haciendo un nudo.
  • Cuando termines de colocar la venda, pregunta a la persona si se siente cómoda con el vendaje o si está demasiado ajustada. Comprueba la circulación presionando una uña o o la piel y comprobando si se queda pálida. Si el color no vuelve inmediatamente, es posible que el vendaje esté demasiado apretado y se deba aflojar. Es recomendable comprobar los miembros cada 10 minutos tras haber colocado el vendaje para asegurarse de que la circulación es correcta.

Vendajes

Tipos de vendas

Hay tres tipos de vendas: vendas en rollo, tubulares y triangulares. Según el tipo de lesión (herida, fractura...) se ha de usar el tipo de venda que más se adecúe por tamaño, material y forma.

Vendas en rollo

Vendas en rollo

Las vendas en rollo se utilizan para proteger los apósitos y fijan las extremidades lesionadas. Este tipo de vendas puede ser de algodón, gasa, tela elástica o lino.

Hay tres tipos de vendas en rollo:

  • Vendas hechas de material transpirable para permitir la ventilación pero no ejercen presión ni se pueden usar en articulaciones.
  • Vendas elásticas que se amoldan a la forma del cuerpo
  • Vendas de gasa que se usan para dar un soporte firme a las articulaciones lesionadas.

Para aplicar una venda en rollo:

  • Mantén la parte enrollada de la venda sobre la lesión y la parte desenrollada hacia la lesión.
  • Da dos vueltas de cada vez a la venda sobre la lesión para mantenerla en su sitio.
  • Venda las extremidades desde el interior hacia el exterior asegurándote de que cada nuevo giro cubre entre un tercio y dos tercios del anterior.
  • Terminar con una vuelta recta y fijar el final de la venda.

Al aplicar vendas en codos y rodillas (para que el vendaje mantenga los apósitos en su lugar o evitar el movimiento en esguinces y desgarros musculares) flexionaa la articulación un poco, aplica la venda en una figura de ocho y extiende el vendaje a lo largo de la articulación.

Para la aplicación de vendas en las manos (para que el vendaje mantenga los apósitos en su lugar o evitar el movimiento en esguinces y desgarros musculares), debes realizar el vendaje desde el interior de la muñeca mediante giros diagonales a través del dorso de la mano hasta el final del dedo meñique, dejando libre el pulgar.

Vendas tubulares

Vendas en tubulares

Los vendajes tubulares se utilizan para mantener los apósitos en los dedos de las manos o dedos de los pies o para evitar el movimiento de las articulaciones lesionadas.

Este tipo de vendas están hechas de tejido tubular sin costuras. Puedes usar gomas para las articulaciones como el tobillo. Los vendajes de gasa tubular también pueden usarse para los dedos de las manos o dedos de los pies pero no proporcionan ningún tipo de presión para detener el sangrado.

Vendas triangulares

Vendas triangulares

Las vendas triangulares son vendas normales que se pliegan en forma de triángulo. Las vendas triangulares se pueden usar como apósitos grandes, como los cabestrillos para apoyar a un miembro o para garantizar que un vendaje se mantiene en su lugar, por ejemplo, para inmovilizar fracturas. También puedes utilizar un artículo de ropa como una bufanda para hacer un vendaje triangular.

Para usar una venda para hacer un cabestrillo en un brazo:

  • Pide a una persona que mantenga su brazo sobre el pecho y el brazo de apoyo mientras haces el vendaje.
  • Pon la venda bajo el brazo y tras el cuello.
  • Pon la otra mitad sobre el brazo pasándola sobre el hombro y haz un nudo tras el cuello.
  • Pliega los extremos sueltos de la venda dentro del vendaje o utiliza un imperdible.

Si estás usando un vendaje triangular para apoyar un miembro o necesitas una venda larga, dobla la venda triangular por la mitad horizontalmente de forma que el pico del triángulo toque el centro del lado opuesto. Luego, dóbla la venda por la mitad otra vez en la misma dirección para hacer una venda larga.